7 ideas Económicas para que Toda tu Casa Huela a Navidad hasta el Próximo Año

Sin duda, llega fin de año y ya estamos pensando en las fiestas y en todas sus preparaciones. Tal es el caso de la Navidad, por esta razón si somos de las que nos agrada demasiado que nuestro hogar huela bien y a navidad, vamos a conocer algunas ideas caseras de aromas que invadirán los ambientes.

Seguramente te estarás preguntando y a qué huele la navidad, pues existen olores que evocan a recuerdos y emociones que sólo te pueden recordar a diciembre, como el olor a pino, naranja-canela, vainilla-mandarina e incluso a una deliciosa tarta de manzana, son tan solo algunos de los aromas que más representan esta época navideña.

Como bien sabemos los aromatizantes en aerosol no duran mucho tiempo y por su contenido químico, son perjudiciales para nuestra salud. Razón por la cual, los aromatizantes caseros y naturales son la mejor opción, sin duda.  Además, su aroma perdura por más días y su costo es muy económico. A continuación veremos 7 ideas económicas para que toda tu casa huela a Navidad hasta el próximo año:

1. Aromatizante de canela y vainilla

Una combinación de aromas que producen un olor verdaderamente delicioso:
Con solo colocar en una cacerola: 1 taza de agua, 1 taza de vinagre, extracto de vainilla, clavo de olor y 2 ramitas de canela, mezclamos y dejamos que hierva durante 2 minutos  a fuego lento.
Luego se cuela los ingredientes y esperamos a que se enfríe, después lo vertemos sobre el envase con atomizador y rociamos por toda la casa.

2. Popurrí casero

Para este aromatizante casero, necesitaremos: 1 frasco con boca ancha, cáscaras de naranja, hojas de eucalipto, algunas flores “siemprevivas”, manzanilla, romero, esencia de vainilla y 2 varitas de canela.
Su preparación es muy sencilla, colocamos en el frasco todos los ingredientes secos, vertemos 35 gotas de la esencia de vainilla, tapamos el frasco y dejamos reposar durante unas 24 horas.

Una vez que se cumple un día completo, lo destapamos y dejamos que el aroma invada toda la casa. Cuando observemos que ya no se siente esta deliciosa fragancia, agitamos un poco el frasco y nuevamente saldrá este aroma.

3. Popurrí de cáscaras de fruta

Realmente esto sí es un método económico de hacer un popurrí aromático, solo utilizaremos cáscaras de frutas cítricas como la naranja, limón o pomelo, etc.
En primer lugar, juntamos cáscaras de las frutas y las dejamos en el sol hasta que se sequen. Luego las cortamos en trocitos y le añadimos unas 40 gotitas de esencia de naranja, la dejamos en un recipiente.

Finalmente, las pasamos a un frasco adecuado, la cerramos correctamente y la dejamos reposar durante 2 días. Cuando abramos el frasco invadirá toda la casa con olor a navidad.

4. Velas con canela

Se trata de un aromatizante muy sencillo de preparar, con tan solo colocar algunas varitas de canela alrededor de alguna vela. También podemos pegar las varitas de canela con silicón frío y en el momento de encender la vela, con el calor se empezará a desprender todo su aroma. Una excelente y deliciosa idea aromática.

5. Velas con manzana

En este caso se trata de una idea creativa para decorar, además del aroma agradable que despedirá. Sencillamente debemos extraer el interior de la manzana haciendo un orificio en el centro donde colocaremos la vela.
La clave es que mientras la vela se va consumiendo o quemando irá despidiendo todo su aroma de la forma más natural, es imposible que está idea no nos guste. Porque el aroma tan peculiar de la manzana es único.

6. Guirnaldas de frutas secas

Como primera medida ponemos a secar al sol, rodajas de naranjas, mandarinas y limón, lo dejamos allí por algunos días.  Cuando ya estén bien secos, empezaremos a amarrarlos con palitos de canela, ramitas de romero y clavos. La idea es hacer una especie de guirnalda para colgarla en la entrada o cerca del arbolito de navidad.

7. Aromatizante de pino

Para preparar este aromatizante solo se requiere unas ramitas de pino que luego ponemos a hervir con algunas varitas de canela y clavos de olor. Una vez que rompa en hervor, lo dejamos enfriar y lo vertemos en un frasco de vidrio, también podemos decorarlo con un moño y dejarlo en el baño o donde más nos guste.

¡Probemos estas ideas y disfrutemos de una Navidad llena de deliciosos aromas en nuestro hogar!/,l;mnk;