Como Enfriar una Habitacion con un Ventilador ¡Te Quedara Climatizada como el Aire Condiconado!

En estos días de verano, el calor se hace cada vez más insoportable. Este malestar se puede solucionar teniendo un aire acondicionado que nos enfrié el hogar.  El problema está en que cada vez son mas caros y si buscas algo como un ventilador, estos en vez de enfriar, te tiran aire caliente.

Es por eso que podemos hacer algunas modificaciones para que nuestro ventilador enfrié nuestro hogar con solo un par de materiales.

Para esta modificacíon, vas a necesitar:

Materiales:

-6 Botellas de plástico
-Hoja de plástico o cartón de embalaje
-Cúter
-Alambres o precintos
-Pegamento de silicona
-1 Ventilador

Procedimiento:

1- Para empezar, agarramos las botellas de plástico y con la ayuda del cúter, cortamos a lo largo de la línea superior de la etiqueta.


2- Retiramos las tapas y nos quedarían 6 copas de botella. Si estan una mas grande que la otra, lo ideal sería emparejarlas para que queden todos del mismo tamaño.

3- Luego, en el cartón tenemos que dibujar un círculo con el mismo diámetro de las aspas del ventilador.

4- Con mucho cuidado, cortamos el circulo que hicimos con ayuda del cúter.

5- Ahora agarramos las copas de botellas y las ponemos de forma pareja adentro del círculo de cartón.

6- Marcamos el diámetro de las copas y procedemos a cortar. Es importante que el círculo nos quede exactamente como marcamos, por que si no, para ponerlos va a ser un dolor de cabeza.

7- Introducimos las copas en los círculos y las fijamos con un poco de cinta. Para que se queden fijas por mucho tiempo, es necesario pegarlas con pegamento de silicona caliente.

8- A los costados de la copa, tenemos que realizar 2 agujeros chicos (lo suficiente como para que entre el alambre o el precinto).

9-Luego atamos el cartón con alambre y lo ajustamos bien.

¡Y listo, solo falta probarlo y notar como baja la temperatura alrededor de tu habitación!

Otros trucos para mantener tu casa más fresca

Por último, para que no haga demasiado calor en casa, acuérdate de bajar las persianas y cerrar las puertas en las horas centrales del día. Así evitarás que el calor entre en casa durante las horas de más exposición. Además, evita en la medida de lo posible las fuentes de calor, como por ejemplo el horno.

Y, si quieres refrescarte, la temperatura del agua debe ser templada, nunca fría. Y es que si es fría generas una especie de reacción en el organismo por el contraste de temperatura del agua y del cuerpo, haciendo así que la sensación de calor aumente.

Cómo Conservar el Perejil Durante 2 Meses Enteros: Con este Truco dura Mucho

Como Lavar las Toallas de Baño y de Cara ¡Para que Queden Totalmente Suaves y Perfumadas!